Arquitectura plataforma: diseño y tecnología Hydrogen

Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp

La interacción core: el por qué del diseño de la plataforma

Un plataforma se diseña partiendo de la interacción básica, core, a partir de la cual se construye todo lo demás. Esta interacción es lo que posibilita la relación simbiótica entre productores y consumidores. Es la forma de actividad más básica y más importante que se produce en la plataforma.

La interacción core involucra a tres componentes esenciales: los participantes, la unidad de valor y el filtro. Los tres deben definirse claramente y diseñarse cuidadosamente para conseguir que la interacción sea lo más fácil, atractiva y valorada posible para los usuarios. El propósito principal de una plataforma siempre debe ser el de facilitar la interacción core.

Existe un cuarto factor clave: la tecnología. En este post, os presentamos Hydrogen. Es una plataforma conceptualizada como un sistema modular, que permite atender diferentes necesidades en función de los requisitos del proyecto, permite crear modernas aplicaciones con más calidad, productividad, creatividad, flexibilidad, precisión y control. Si tienes un proyecto en mente o necesitas más información, ponte en contacto con nosotros aquí.

La estrategia tecnológica debe aportar flexibilidad al setup del negocio. Desde la idea de negocio hasta la validación de la idea, lo recomendable es una inversión baja pese a que los costes de operación sean altos y la escalabilidad de la operación menor. Cuando el negocio acelera su desarrollo, es recomendable incrementar puntualmente la inversión para emprender nuevos desarrollos que permitan una operación automatizada y más escalable en simplicidad y coste. La tecnología debe ser flexible desde el punto de vista de la estrategia financiera y la evolución del negocio.

Los participantes

En una plataforma básicamente hay dos participantes: los productores que crean valor y los consumidores que consumen valor. Cuando se define la interacción core, ambos roles deben estar definidos y comprendidos explícitamente.

Cualquier usuario de la plataforma puede actuar como productor o consumidor, dependiendo del momento. Por ejemplo, en Airbnb uno puede ser huésped o anfitrión, dependiendo si está de vacaciones o no.

La unidad de valor

La interacción core empieza con la creación de una unidad de valor por el productor. En cualquier caso, el consumidor puede decidir si quiere o no continuar con el proceso de intercambio. Por ejemplo, en la plataforma Kickstarter, la unidad de valor es la descripción detallada de proyectos invertibles. Los potenciales inversores (usuarios) deciden si quieren invertir o no.

El filtro

La unidad de valor es entregada a los consumidores en función de los filtros. Un filtro es un algoritmo, una herramienta basada en software, que la plataforma utiliza para favorecer el intercambio de la unidad de valor entre el productor y el consumidor idóneo. Un filtro bien diseñado asegura que lo usuarios de la plataforma reciben las unidades de valor más relevantes para ellos.

Participantes + unidad de valor + filtro = interacción core

Cuando se diseña un plataforma, la primera y más importante tarea es decidir cuál es la interacción core. A partir de ahí, toca decidir los participantes, la unidad de valor y los filtros que la harán posible.

La plataforma Hydrogen

Hydrogen es una plataforma que reduce el tiempo necesario para lanzar productos digitales a un mercado cada vez más competitivo competitivo. Hoy en día, las empresas están creando nuevos productos y modelos comerciales, pero los proyectos digitales suelen ser muy complejos de desarrollar y entregar. Aquí es donde entra en juego Hydrogen.

Está desarrollado bajo la filosofía open source y utilizando el lenguaje de programación clojure. Estas dos características permiten aprovechar esta tecnología de vanguardia sin depender del proveedor.

Se trata de una plataforma adecuado y probado en la creación de infinidad de aplicaciones en entornos cloud o sobre infraestructura local. Además está provista de un motor de inteligencia artificial que puede actuar, aprender y predecir en función de los datos.

El éxito necesita un planteamiento estratégico

En definitiva, los cambios han venido para quedarse, pero las ventajas de la economía digital tanto para las personas como para las empresas son innegables. No obstante, para que las empresas lleven a cabo una estrategia empresarial exitosa, es necesario plantearse y diseñar una reestructuración del negocio antes de llevar a cabo la implementación de las nuevas tecnologías. Es decir, tan solo el utilizarlas no implicará una transformación. Si quieres comenzar con esta transición y tienes dudas al respecto, contacta con nosotros y cuéntanos. Podemos asesorarte. ¡Te esperamos!

Cierra una reunión aquí. Te asesoraremos sin compromiso en materia de estrategia empresarial, innovación y desarrollo de proyectos. Estamos deseando escucharte.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...